La guía definitiva para optimizar tu SEO a través de la intención de búsqueda

Si vas a empezar tu estrategia SEO, es fundamental que tengas un amplio conocimiento sobre la intención de búsqueda de aquellos usuarios que quieres que lleguen a tu sitio web y fidelizarlos.

La intención de búsqueda y el seo siempre irán de la mano, y será tu mejor aliado de cara a tu estrategia de contenidos de tu blog.

El seo va mucho más allá de algoritmos, txt y robots, pero en todo proceso, aunque sea informático o electrónico, siempre existirá el factor humano, ¿Y en qué consiste? En la intención de búsqueda de cada persona, la cual no tiene por qué ser la misma, de hecho, más adelante veremos el por qué de esto.

Tú como usuario entras a Google a encontrar respuestas, de diferente tipo, pero al fin y al cabo lo que quieres es conocer información acerca de algo. En esta parte subjetiva (ya que varía según la persona) es donde entra elaborar una estrategia seo de intención de búsquedas. ¿Qué gracia tiene el seo si no te encuentran?

En este artículo vas a conocer qué es la intención de búsqueda, cómo poder detectarla e interpretarla y cómo optimizar la intención de búsqueda para poder satisfacer las necesidades que los usuarios buscan a través de internet a diario, ya sea sobre dudas, opiniones, conocimientos y mucho más.

Pero antes debes saberlo: ¿Qué es la intención de búsqueda?

De forma sintetizada, es lo que un usuario quiere encontrar y busca a través de los motores de búsqueda, no solamente en Google, ya que hay plataformas como Youtube o Yahoo que también tienen motores de búsqueda y usuarios con intenciones de búsqueda.

El motivo por el que ponemos Google de ejemplo es porque es el motor de búsqueda más utilizado en el mundo. De hecho, lo raro sería que nos nos hayas encontrado buscando “Intención de búsqueda” a través de Google.

Pongamos un ejemplo:

  • Si yo busco “Keyword research para principiantes”, lo más seguro es que aparezca contenido enfocado a otorgarnos consejos, tips, cursos y cómo realizarla.
  • No debería aparecernos, por ejemplo, Keyword research máster avanzado”, ya que el usuario que busca esto quiere conocer información acerca de esto de una forma inicial, y no de forma avanzada.

Aunque esto pueda parecerte obvio, la clave de la intención de búsqueda es que tú tengas la capacidad de posicionarse dando la respuesta a la pregunta que es lanzada al motor de búsqueda.

Eso sí, la intención de búsqueda puede ser de varios tipos, y estos sirven para resolver diferentes intenciones de búsqueda de los usuarios. Podemos trabajar la intención de búsqueda a través de los siguientes tipos:

Tipos de intención de búsqueda

Intención de búsqueda informacional

En este tipo de intención de búsqueda, el usuario busca en el motor de búsqueda satisfacer una necesidad: resolver una duda informándose sobre un tema en concreto. En esta fase, aunque no lo creas, como usuarios estamos tratando de comprender aún que tipo de necesidad tenemos.

Intención de búsqueda navegacional

Este tipo de intención de búsqueda es cuando tú, como usuario, sabes perfectamente hacia dónde vas, y llegas a ese sitio a través del buscador. Por ejemplo, si quieres unas zapatillas de baloncesto porque eres un jugón, posiblemente irás directamente a la tienda de Nike para comprarte unas zapatillas de baloncesto.

Este tipo de intención de búsqueda suele ir asociado a la marca.

Intención de búsqueda transaccional

Esta intención de búsqueda es común cuando tú como usuario ya te has informado y recopilado la información que ya necesitas conocer sobre un tema concreto. Una vez se ha satisfecho la intención de búsqueda informacional, se suele pasar a la transaccional, y aquí es cuando entran las conversiones, es decir, en el caso de la tienda nike, comprarás las zapatillas de baloncesto.

La intención de búsqueda: ¿Influye en el apartado del seo?

Obviamente sí, Google y sus algoritmos inteligentes se esfuerzan en lograr que tu intención de búsqueda se asemeje lo máximo posible a lo que realmente estés buscando. El buscador trata de comprender al máximo tu petición y arrojarte esos resultados.

En el pasado, los expertos en seo se enfocan en encontrar las palabras clave, pero a día de hoy debemos enfocarnos en las intenciones de búsqueda. Se dejaba de lado al usuario en post de satisfacer al algoritmo, ahora es al revés, la intención de búsqueda prioriza al usuario por encima de los robots de Google, ¡y eso es bueno!

Los usuarios no quieren palabras clave, quieren respuestas, y ahí es donde entras tú y tu estrategia de intención de búsqueda. Ahora viene el momento de relacionar los contenidos sobre lo que te he contado.

¿Cómo encontrar la intención de búsqueda detrás de una palabra clave?

El estudio de palabras clave, o Keyword research, es vital para tu estrategia seo. Aquí es donde encontraremos las palabras clave con mayor potencial para mejorar el tráfico de nuestro proyecto web.

Y es que sí, ya sé que te he dicho que la intención de búsqueda en seo es más importante que las palabras clave, pero aquí es donde debes tratar de comprender la intención de búsqueda detrás de cada palabra clave.

Puedes tratar de ponerte en el lugar del usuario ( ya que tú lo eres) y así encontrar esa intención de búsqueda que se acerque lo mejor posible a esos usuarios que quieres que te encuentre, pero eh, también puedes ayudarte de Google.

Puedes buscar en Google la palabra clave que quieras y observar los primeros resultados, eso serán casi sin lugar a dudas los que estén máximamente relacionados. Es decir, los primeros resultados del motor de búsqueda pueden aportarte ideas y que analices posibles optimizaciones que puedas ofrecer en tu artículo.

Si trabajas bien la intención de búsqueda, puede que la próxima vez que busques esa palabra clave estén en esas primeras posiciones.

¿Cómo enfocar y optimizar mi contenido de cara a la intención de búsqueda?

Una vez tienes tu estudio de palabras elaborado y listo para pasarlo a tu proyecto, es el momento para interpretar esa intención de búsqueda que se pueda aplicar a tu web. Se viene uno de los momentos clave dentro de esta estrategia, el embudo de ventas y su desarrollo.

Aquí nos encontramos con un dilema, porque la intención de búsqueda debería de tener una parte informativa, para poder crear tráfico, pero a la vez servir de forma transaccional. Si por ejemplo, estás cubriendo la palabra clave “seo” (en el mejor de tus casos), esas personas que te encuentren todavía no tienen claro qué quiere hacer más allá de informarse.

Esa palabra tan general les llevará a una más concreta, que posiblemente sea una intención de búsqueda transaccional, y es donde entren las conversiones. Aquí es donde hay que hacer un buen uso del copy, y adaptar tu título y subtítulos tanto a la intención de búsqueda informativa como a la transaccional.

Pongo el siguiente ejemplo:

  1. Queremos vender nuestro curso de seo.
  2. La gente busca “seo”, pero todavía no sabe qué va a hacer.
  3. Nosotros creamos un artículo llamado “Curso de seo para principiantes”.
  4. De este modo cubrimos la parte informativa y allanamos el camino para la transaccional a futuro.
  5. Quizás la intención de búsqueda inicial sea saber qué es el seo, pero termine siendo “curso de seo”, “agencia seo” o “como ser seo”, quién sabe, pero debes de estar preparado.

En definitiva, en casos como estos debes de usar un conjunto amplio de concepto de la temática para poder abarcar más y llegar a diferentes intenciones de búsqueda. Si hay más de una intención de búsqueda, y está bien diseñada, es bastante probable que escales rápido en el ranking de Google.

Adáptate a la intención de búsqueda

Esto es vital, ya que hay intenciones de búsqueda que se adaptan mejor a algunos formatos que a otros, y si los sabes identificar y estructurar tendrás mucho camino ganado ante la intención de búsqueda que quieras cubrir.

Imagínate que un usuario busca “seo paso a paso”: ¿Qué crees que le va a mostrar Google? ¡Exacto! Una lista con los pasos sobre cómo elaborar una estrategia de seo.

  • Hay
  • que 
  • saber
  • interpretar
  • las 
  • señales
  • de 
  • Google.

Google suele mostrar este tipo de contenidos a través de lo que llamamos “featured snipetts”, que en resumen es una caja que aparece en la primera posición de Google cuando buscas algo en busca de un resultado, eso es lo que llamamos la “posición cero” y es la ambición de muchos de los expertos en seo, es la gloria hecha seo.

Otra posibilidad son los denominados “Topic Clusters”, que en resumen es, una estrategia seo que se basa en organizar varios contenidos en grupos específicos que a su vez orbitan sobre el tema principal en el que te quieras enfocar.

El avance el algoritmo de Google y de su sistema de trabajo ha hecho que los seo debamos remangarnos y aprender técnicas que se apoyen en la contextualziación. ¿Por qué? Pues porque Google cada vez es más inteligente y es capaz de atender varias peticiones a la vez, como si estuvieses hablando con alguien.

El objetivo de esta estrategia es estructurar tu artículo pilar (contenido principal) y seguido de este contenido de 10 a 30 clusters relacionados con el tema a tratar. El cluster enlazará al pilar y el pilar al cluster, de este modo, estarás creando una red global de contenido en torno a al contenido principal.

El Topic cluster es la combinación perfecta para generar tráfico (a través del contenido principal) y de atraer conversiones a través de este embudo mediante los clusters y los enlaces internos.

Pero, en resumidas cuentas, lo mejor para trabajar la intención de búsqueda siempre será centrarse más en la experiencia del usuario y no tanto en los dichosos algoritmos. El seo es más humano de lo que crees, y si lograr entender a tu “buyer persona” no habrá quien te pare.

Eso es lo que logrará que tu negocio alcance la cima de Google.

Deja un comentario